Entre «bubbles» e historias del antiguo Egipto…

bubbleman

Se intuía… pero se confirmó; tras visualizar uno de los videos de Ted en el que explica de algún modo el fenómeno de filter bubbles o mejor descrito your own bubble, en que el aprendizaje de tus búsquedas genera y condiciona tu próxima búsqueda, creando de este modo tu autoburbuja, pienso que debe ser un tema a tratar, ya lo estamos experimentando y quizá ni lo sepas.

Siempre me he declarado defensor de los productos y servicios personalizados, incluso mucho antes de que se transformaran y cogieran forma las combinaciones entre big data y machine learning, los imaginaba como soluciones verdaderamente útiles y con un aporte de valor sin precedentes entre la ecuación formada por usuarios, consumidores, compañías y gobiernos, de aquí a que se derive a una inteligencia artificial, que bien llevada, suponga la solución a muchos de los problemas que tenemos ofreciendo soluciones para prácticamente a cualquier cosa que puedas imaginar, multiplicando la productividad así como la eficiencia, pasando de economías y sociedades que se basan en la escasez individual y competitiva, hacía modelos nuevos forjados en la abundancia global, colectiva y colaborativa.

Lo que me ha llamado la atención, es el sesgo que puede aplicar tu motor de búsqueda, que llevado al extremo y combinado con la tecnologías anteriores se podría convertir, como bien indica la película Ex Machina, en un nivel de inteligencia superior, artificial e incluso peligrosa. Es decir, que tú busques Egipto y obtengas unos resultados y que tu primo que tiene una personalidad antagonista, u otro historial de búsqueda, obtenga otros resultados diferentes, es un punto al que merece la pena prestarle atención.

Aquí no entramos en la neutralidad de la red, que es otro debate, sino en ¿por qué Google está filtrando mi contenido en Internet? Quiero decir, para productos consumibles, como unas zapatillas, un grupo de música, un viaje recomendado, un libro, un seguro de coche, un cálculo de un trayecto, un restaurante, me viene muy bien que conozcas mis datos y que los puedas traducir a una personalidad digital, es más me ahorras tiempo, esfuerzo, dinero y me ayudas a consumir de una manera más acertada, hasta te lo agradecería a sabiendas que yo soy tu producto porque tú me aportas mucho valor, y si la empresa x te paga una millonada para que le posiciones el primero de la búsqueda, bien por ellos también, entraría dentro de un uso comercial y competitivo que tiene internet, pero para temas neutros, no consumibles, de opinión o simplemente de información, ¿por qué te tomas la libertad de entender bajo tu criterio y algoritmos que contenidos me filtras y cuáles no? ¿Esto es Internet? ¿Dónde dejas mi lugar para el pensamiento crítico? Mis valoraciones o análisis de decisión bajo el estudio de varias perspectivas y puntos de vista diferentes. ¿Por qué llevo años sin pasar de la primera página de búsqueda? Y ¿por qué está en auge una internet neutral verdadera basadas en VPN privadas y navegadores neutros como Duck Duck Go? ¿Cuántas internet y con qué valores existirán de aquí a 10 años vista?

La próxima vez que busque Egipto en internet lo haré en otro buscador neutral en el que me aparezca por lo menos en la primera página sólo contenidos informativos y culturales dándome la opción de ver productos en otra pestaña, en vez de un contenido de Wikipedia y diversos periódicos digitales de opinión o producto que bajo tus cábalas y criterio piensas que se aproximan a mi perfil en internet.

Para resumir, se puede aclarar que hay una línea muy fina entre el valor que pueden adquirir unos servicios dentro de una red que se construye entreTODOS, en el que la personalización se puede interpretar como una gran ayuda, a otra versión en la que la ayuda o facilitar el acceso provoque faltas graves de privacidad del individuo o parametrizaciones y motorizaciones inadecuadas y erróneas. Se trataría de medidas de control que pudieran modificar la condición humana del usuario, para que te influyan con sesgo hacía un lado u otro. Siempre hemos tenido los medios tradicionales — radio, prensa y televisión — , pero INTERNET debe ser ‘especial’. Es este aspecto para de verdad poder crear un paso evolutivo grande desde la consciencia del sentido común global hasta la privacidad de cada uno de los individuos que lo componen.

Pedro Trillo, foundər of vizologi.

vizologi.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *